DETOX

Después de haberme desayunado tus besos y tus caricias, despierto huérfano de un amor que ha sido el complejo de vitaminas necesario para coger fuerzas y sobrevivir a la cruel rutina del día a día.
¿Porqué sentirse ausente de la belleza de un paseo por los pasillos de un centro comercial en busca de los alimentos más nutrientes y los atuendos que calientan las almas?

Alimentarse a base de zumos sin sabor y privarnos de los mejores manjares que tiene la vida.

2 Comments

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.