VICIOS OCULTOS


Vicios ocultos se derraman
por la ventana del quinto piso,
sábanas húmedas de sexo sin amor
ondean en la azotea a media tarde
secándose al sol.
La vecina del tercero husmea,
sabiendo que no le queda
saldo en la cuenta corriente
de la cartilla de la pasión.
José Luis siempre quiso ser María,
María nunca será Juan de Dios,
los dos conviven en el ático de la desilusión.
Dos recién casados se han mudado al segundo derecha,
comienza la carrera de un principio con final.
Vicios ocultos descafeinados.
Vicios ocultos conviven en soledad.
Vicios ocultos de sociedad.
Puede ser que el amor mueva el mundo,esa finca remueve las entrañas del universo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.